← volver

Teletrabajo en el Estado de Chile: Efectos y desafíos para su diseño e implementación

Serie de Sistemas Públicos: N° 16

Resumen:
En Chile, la publicación de la Ley N° 20.971 de reajuste del sector público del año 2016 introdujo una importante innovación en materia de empleo y gestión de personas en este sector. Dicha ley facultó al Director Nacional del Instituto Nacional de Propiedad Industrial (INAPI) a relevar del control horario de la jornada de trabajo hasta el 10% de la dotación del personal de servicio de la organización para que este grupo pudiese realizar sus labores desde su hogar (al año 2017). De esta manera, 17 funcionarios del INAPI comenzaron a teletrabajar desde marzo del año 2017.

La experiencia piloto de teletrabajo en el INAPI constituye la primera instancia formal de teletrabajo en el Estado en Chile para funcionarios que se rigen por el estatuto administrativo. Su implementación significó un largo proceso de preparación y generación de condiciones que se inicia a fines del año 2009, cuando surgen las primeras ideas sobre teletrabajo en la agencia. La puesta en marcha apuntó principalmente a satisfacer una serie de condiciones críticas para la operacionalización del teletrabajo, como contar con una adecuada infraestructura física y tecnológica; con sistemas de control de gestión capaces de entregar información fidedigna del desempeño individual y colectivo, y con una estrategia precisa de comunicaciones y de formación para funcionarios (Darville, Díaz, Fuenzalida et al. 2018).

En este escenario de innovación en la administración pública, es necesario analizar cuáles son los efectos del cambio de modalidad laboral en el INAPI –y del consecuente cambio de paradigma que este representa para el Estado–, así como también examinar parámetros o condiciones mínimas para su correcto diseño e implementación. El estudio de las consecuencias del teletrabajo debiera centrarse, más específicamente, en su eventual impacto sobre la conciliación de la vida laboral, personal y familiar de funcionarios, en su calidad de vida en el trabajo y en su productividad.

Aunque de carácter exploratorio, esta investigación –y las recomendaciones derivadas de la misma– son cruciales para la implementación de futuras experiencias de teletrabajo en el sector público en Chile. En efecto, la expansión de esta modalidad laboral al 35% de su dotación ya es una realidad dentro del INAPI desde el año 2018, mientras que otros servicios públicos han manifestado formalmente su interés a la DIPRES para impulsar el teletrabajo. Otras instituciones del Estado, cuyos trabajadores se rigen por el Código Laboral, han promovido programas similares.

Esta Serie de Sistemas Públicos resume, actualiza y complementa el análisis y los resultados del estudio “Evaluación Sistema de Teletabajo del Instituto Nacional de Propiedad Industrial”, desarrollado por el Centro de Sistemas Públicos y la Dirección de Presupuesto durante el año 2017 y 2018,  y tiene como propósito difundir el estudio de los factores de diseño e implementación del piloto de teletrabajo en el INAPI, así como también los efectos que este ha generado sobre algunas dimensiones clave para sus funcionarios, entre ellas, la conciliación de su trabajo, vida personal y familiar, su calidad de vida laboral y su productividad. En la siguiente sección se presenta una breve revisión de la literatura que aborda la definición de teletrabajo y sus tipos, los efectos de esta modalidad laboral y aquellos factores críticos para impulsarlo en organizaciones. Luego se detallan algunos aspectos metodológicos del estudio, especialmente las técnicas utilizadas para el levantamiento y análisis de datos. Posteriormente se presentan los resultados del estudio a partir de la experiencia del INAPI y, a partir de estos, se establecen recomendaciones para aquellos servicios públicos que quieran poner en práctica el teletrabajo.

Tipo: Serie Sistemas Públicos


VER ARCHIVO[Descargas: 241]